• destacada listo
    Huevos,  Salsas,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten,  Verduras

    Huevos al plato con coles de bruselas y samfaina

    Deliciosos huevos al plato acompañados de coles de bruselas y salsa de  samfaina. Una manera diferente de comer verduras.

    Los huevos al plato siempre son una solución socorrida para una emergencia. Y si además los acompañamos de unas coles de bruselas que tengamos previamente cocidas y una salsa de samfaina serán todo un platazo completo.

    La samfaina casera es una de las conservas que hago cada temporada. Este año hice algunos botes triturados con la idea de preparar platos como este.  Además, tener estos botes de conserva sirven para cuando hay poco tiempo para cocinar. Esta “salsa” se puede usar  también para añadírsela a la pasta o  a otras verduras.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    Ingredientes:

    • Coles de bruselas (un puñado por persona)
    • Huevos de gallinas felices
    • Un bote de samfaina triturada.
    • Aceite de oliva

    Elaboración:

    Cocer las coles al vapor hasta que estén blandas. Una vez estén listas las partimos por la mitad. Calentar aceite en una sartén y rehogar las mitades de las coles.

    sofriendo olas coles

    Añadimos la salsa, removiendo para que no se pegue.

    coles y salsa

    Una vez esté bien caliente añadimos los huevos y los salamos.

    con los huevos

    Bajamos el fuego y tapamos hasta que cuajen las claras.

    listo

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar este plato compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de aquí.

  • Pescado,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten

    Lubina salvaje a la donostiarra

    Aunque la lubina de piscifactoría es un pescado muy bueno, alcanza cotas de delicatessen cuando es salvaje. Este delicioso pescado no necesita mucha preparación y el resultado es siempre exquisito.

    Cuando voy al mercado a comprar pescado hay un par de peces que no puedo evitar comprar: la lubina salvaje y la raya. La lubina o róbalo salvaje es un pez que puede medir hasta un metro y su carne es suave y blanca.  Es bastante mas cara que la lubina de piscifactoría, cuyo tamaño suele ser de ración. Pero la diferencia de precio es algo que en este caso vale la pena. Es un pescado que se congela bien y se puede aprovechar par cocinarlo en varias tandas cuando es muy grande. Una lubina mediana (mas o menos 1kg) da para 4 raciones mas bien grandes o 6 pequeñas.

    La foto de la lubina en crudo es del blog Cocer y Cantar, en el que podéis encontrar la manera de hacerla a la plancha.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    foto_cocericantar.blogspot.com

    Ingredientes:

    Para dos personas

    • Media lubina salvaje de 1 kg.
    • Un par de dientes de ajo
    • Guindillas(opcionales)
    • Perejil
    • Aceite de oliva y sal

    Elaboración:

    Pelar y  cortar en láminas unos dientes de ajo. Picar unas hojas de perejil.

    Freír los dientes de ajo a temperatura baja para que se doren pero no se quemen. Puedes añadir al final las guindillas trituradas.

    Precalentar el horno a 180ºc y preparar una bandeja de horno. A mí me gusta forrarla de papel de aluminio y poner un papel de horno. Colocar y salar el pescado. Rociarlo con el ajo, las guindillas  y el aceite.

    Hornearlo durante unos 15-20 minutos. Estará listo cuando la carne se separe de la espina con facilidad.

    Espolvorear el perejil y servir. Yo la he acompañado de una ensalada de lechuga, tomates secos y apio encurtido.

    con ensalada

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar esta receta compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de pescado aquí.

  • SCD,  Sin almidón,  Sin gluten,  Verdura cocida,  Verduras

    Alcahofas rehogadas

    Deliciosas alcachofas rehogadas con ajitos y picadillo de jamón. Para qué decir más…

    No soy una gran fan de las alcachofas, lo reconozco, aunque son una verdura muy saludable. Comerlas hervidas y a la vinagreta ha sido habitualmente suficiente para mí. Es más, si podía prescindir de ellas, casi mejor. Pero con las cestas de temporada hay que comer lo que traigan, y esta vez trajeron muchas alcachofas. Así que tuve que arremangarme y buscar una manera en que quedaran muy buenas y convertirme en su fan. Y con algo de ayuda y  buenos productos lo conseguí. ¡Estaban de miedo!

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingredientes

    Ingredientes:

    • Unas 6 u 8 alcachofas
    • 3 dientes de ajo pelados y cortados en láminas.
    • Unas ramitas de perejil
    • Sal gruesa
    • Picadillo de jamón 200grs (si puede ser picado con picadora)
    • Aceite de oliva

    Elaboración:

    Primeramente hay que cocer las alcachofas. Esto se puede hacer unos días antes, aguantan hasta una semana en la nevera si las guardamos con su caldito de cocer.

    Limpiar las alcachofas cortando el tallo y quitando las hojas mas gruesas, pero muy pocas. También se pueden cortar las puntas. Las ponemos es una olla cubiertas de agua, con una cucharadita de sal gruesa y una ramita de perejil. Para que queden bien sumergidas en el agua, ponerles un plato encima, tapar y llevar a ebullición. Bajar el fuego y dejar cocer 15 minutos.

    Si no las vamos a guardar, ponerlas en un colador a escurrir y reservar parte del caldo de cocción.

    alcachofas cocidas

    En un vaso de batidora ponemos un puñado de hojas de perejil, una pizca de sal y 100cc de aceite y lo pasamos hasta que se amalgamen bien.

    Ahora, en una sartén, rehogamos las laminillas de ajo hasta que cojan color pero con muy poco aceite. Mientras, cortamos las alcachofas en cuartos.

    Añadimos las alcachofas a la sartén y las bañamos con la emulsión de aceite y perejil y unas cucharadas del caldo de las alcachofas. . A fuego fuerte las rehogamos bien y en el último momento les añadimos una buena cantidad del picadillo de jamón. Le damos un par de vueltas y a servir.

    alcachofas rehogadas

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar ese plato compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de aquí.

  • bacalao con pimientos
    Pescado,  Sin almidón,  Sin gluten

    Bacalao con pimientos

    Bacalao Faroe acompañado de ajos y pimientos asados caseros. Un platazo muy fácil de preparar y que resulta delicioso al paladar más exigente.

    El bacalao tiene una larga historia aquí en el País Vasco. Los vascos iban a Terranova desde el siglo XVI a buscar ballenas y bacalao. Ya en 1970, y después de muchas vicisitudes, la flota bacaladera que partía de Pasaia(Pasajes), en Guipúzcoa, fue muy importante. Podéis saber más pinchando aquí, o viendo este interesante vídeo en el que se narran de primera mano aquellas historias.

    Este delicioso pescado se conserva en salazón y hay que desalarlo previamente. Cada pieza requiere distinto tiempos, como explica aquí Javirecetas. Este trozo de lomo estuvo 48 horas en remojo y le cambié el agua cada 8. Como veréis, es una receta con poquísimos ingredientes y muy sencilla.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    Ingredientes para una ración:

    • Un trozo de bacalao bien desalado
    • Dos dientes de ajo
    • Un bote de pimiento asado (a ser posible casero, pero vale también un lata de pimiento morrón)
    • Aceite de oliva

    Elaboración:

    Escurrir el bacalao y reservarlo.

    pimientos

    Pelar los dientes de ajo y filetearlos. Cortar los pimientos en tiras no muy largas. Calentar el aceite y sofreír los ajos hasta que empiecen a dorarse.

    ajos

    Añadir los pimientos y sofreír un minuto.

    pimientos

    Ahora añadir el bacalao por el lado sin piel para que coja color unos instantes.
    Girarlo sobre la piel y dejarlo hasta que esté cocinado (se nota porque se separan con facilidad las fibras).

    bacalao con pimientos

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar este bacalao compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de aquí.

  • hummus con tostada
    Hummus,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten,  Untables

    Hummus de coliflor al curry

    ¿Un hummus de coliflor?¿Por qué no? La coliflor tiene suficiente empaque como para merecer ser la estrella de este hummus. Y el ajo asado le da un aroma especial.

    Hummus los hay de todos los colores y sabores. En la web de Every last bite me encontré con este de coliflor. Está muy bueno y va muy bien para acompañar verduras crudas o untar sobre tostadas.

    Para evitar los problemas de digestibilidad de la coliflor lo cociné previamente al vapor unos minutos, pero si no te resulta indigesto puedes hacerlo simplemente al horno, ganando en sabor.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingredientes

    Ingredientes:

    • Una coliflor pequeña separada en ramitos
    • Una cucharada de aceite de oliva
    • 1 y 1/2 cucharada de tahini
    • 2 o 3 dientes de ajo asados
    • Una cucharadita de curry en polvo
    • 1/2 cucharadita de comino
    • 1/2 cucharadita de sal
    • Un par de cucharadas de agua

    Elaboración:

    Precalentar el horno a 175º C. Poner los ramitos de coliflor en la bandeja y rociarlos con aceite. Si tienes dificultad para digerir la coliflor, puede cocerla previamente al vapor unos minutos hasta que esté ligeramente blanda por fuera. Ornarla unos 20 minutos o hasta que esté tierna y dorada.

    Ahora poner en un procesador todos los ingredientes y la coliflor y batirlo hasta que esté como una crema. Añadir agua con cuidado si queda muy espeso.

    Probar y ajustar el curry, la sal y el limón al gusto.

    hummus con tostada

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar este hummus compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de untables aquí.

  • SCD,  Sin almidón,  Sin categoría,  Sin gluten,  Untables

    Tapenade de aceitunas negras

    La crema tapenade es un clásico, resulta sencilla de hacer y da muy buen resultado. Tiene un sabor intensamente Mediterráneo y es ideal para mesas de picoteos y aperitivos.

    Esta es mi receta de tapenade personal, pero hay mil variantes. Puede ser vegana  además de poder hacerla con todo tipo de aceitunas: de Aragón, aceitunas verdes… Pero lo importante es que lleve alcaparras, que es lo que le da el nombre (en provenzal tapena).

    Me gusta mucho prepararla cuando hacemos una comida de picoteo o para  acompañar entrantes.

    La receta original se hace en un mortero. Yo prefiero la picadora porque me gusta mas pasada, pero si queréis la textura mas gruesa podéis probarlo a mano.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingredientes

    Ingredientes:

    • 200grs de aceitunas negras deshuesadas
    • Una cucharada sopera de alcaparras
    • 4 anchoas
    • Un diente de ajo asado
    • Una cucharada de aceite de oliva virgen
    • Un poco de romero

    Elaboración:

    triturada

     

    Ponemos todos los ingredientes en el procesador y picamos hasta que tenga la textura preferida.

     

     

     

    Y ya está lista esta deliciosa crema untable.

    tapenade cerca

    Que lo disfrutéis!

    Y si te animas a preparar este compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de cremas untables aquí.

  • batidora y bote
    SCD,  Sin almidón,  Sin gluten,  Sopas,  Verduras

    Concentrado de caldo casero

    Concentrado de caldo hecho en casa, que permite hacer sopas y guisos sin esfuerzo. Es muy fácil de preparar y da muy buen resultado. Además, dura hasta dos semanas en la nevera y se puede congelar.

    Cuando me diagnosticaron celiaquía me vi obligada a dejar de utilizar un montón de productos. Uno de los que cayeron fueron las las pastillas de caldo concentrado.

    Hacía tiempo que tenía ganas de probar el caldo concentrado casero y fue el momento idóneo. Ahora se ha convertido en un imprescindible, tanto para sopas como para todo tipo de guisos que necesiten un refuerzo de sabor. Espero que a vosotros también os dé tan buen resultado.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingrdientes básicos

    Ingredientes:

    120grs de sal gruesa de buena calidad

    Un par (300grs) de calabacines medianos

    Un par (300grs) de zanahorias gorditas (peladas si no son de cultivo biológico)

    Un cebolla grande

    Tres o cuatro (300grs) tomates

    Unas ramas de apio

    4  puerros.

    hojas de coliflor

     

    Se pueden añadir: hojas y troncos de coliflor, la parte gruesa de la col, partes verdes de los puerros, bien limpios (si son de cultivo biológico) y otros restos de verduras.

    Estas son las hojas de una coliflor morada.

    Elaboración:

    Cortar las verduras a trozos gruesos y disponerlas por capas en una olla a presión o normal.

    con sal

     

     

    Añadir la sal por encima de las verduras y mezclar un poco. NO ponemos agua, se cocerá con el agua de las verduras

     

     

     

    olla a presión

     

     

     

    Tapar la olla y llevar a hervor. Mantener a fuego medio 20 minutos si es en olla a presión y 35 minutos si es olla normal.

     

     

     

    listo en olla

     

    Dejar salir el vapor y destapar con cuidado. Es mejor dejar enfriar un rato antes de manipularlo.

     

     

     

    batidora

     

     

    Cuando esté frío pasarlo a una batidora o batirlo con una batidora de brazo.

    Debe quedar una textura de puré de verduras.

     

     

     

     

    batido

     

     

    Ahora lo ponemos en un bote de tapa hermética o en tuppers de raciones para el congelador.

    Se pueden usar los moldes para hacer cubitos de hielo para tenerlo en pequeñas porciones.

     

     

     

    bote y congelar

    Que lo disfrutéis!

    Y si preparas esta receta compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de sopas aquí.

     

  • crackers de semillas en caja
    Alimentación,  Crackers,  Panes y crackers,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten

    Crackers de semillas

    Unos deliciosos y  muy prácticos crackers de semillas. Son muy fáciles de preparar y dan muy buen resultado. Y si haces la leche de almendras o avellanas en casa, es una estupenda manera de aprovechar los restos de pulpa que quedan.

    Uno de los mayores problemas que encuentras cuando haces una dieta como la de los carbohidratos específicos es que prácticamente todos los alimentos se han de preparar en casa. Resulta llamativo ver que casi todo aquello que compramos, por poco p

    rocesado que sea tiene algún tipo de almidón o azúcar.

    Encontré esta idea en al blog Lala Kitchen hace  un año y empecé a hacer cambios en su receta base porque no me acababa de convencer. Me encantan los crackers y es una de la cosas que más echo de menos, así que puse todo mi empeño y al final quedó esta sencilla receta.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingredientes

    Ingredientes:

    • 100grs de semillas de calabaza
    • 100grs de semillas de girasol
    • 80grs de semillas de sésamo
    • 50 grs de semillas de lino
    • 50grs de semillas de Chía
    • 200 grs de  agua
    • Media taza de los restos avellanas o almendras de hacer leche o harina de almendras normal.
    • 2 cucharadas de aceite de oliva
    • Una pizca de sal
    • Papel de horno

    Elaboración:

    Mezclar el lino y la chía con el agua. Añadir las otras semillas y mezclar bien con el aceite y la sal. Dejar reposar media hora o hasta que no se vea mas liquido.turmix

    Pasar por el procesador una parte de la mezcla hasta que quede con aspecto de masa pero con bastantes semillas enteras. Añadir a lo procesado los restos de almendras o avellanas de hacer la leche yremoverlo todo bien.

    Po

    ner a calentar el horno a 170ºC. Preparar unas 5  hojas de papel de horno de la medida de las bandejas del mismo.

     

    Colocar un cuarto de la masa sobre la hoja hecha una bola y con otra hoja de papel por encima apretar para extender. Con un rollo de amasar estirar bien la masa. Debe quedar fina pero no demasiado (si quedan zonas muy finas o huecas se queman)

    con 2 papeles

    Una vez estiradas dos planchas, poner una sobre la bandeja y otra sobre una rejilla del horno. La bandeja ponerla en la parte baja del horno y la rejilla en la media.

    en papel

    Hornear entre 20 y 30 minutos. Depende del horn

    o, el mio es de sobremesa y esos son aproximadamente mis tiempos. Pero no hay que sobrepasar los 170ºC porque se queman con facilidad a temperaturas mas altas.

    al horno

    Al cabo de unos 20 o 25 minutos se ve que cómo de despegan ligeramente  las puntas del papel. Es el momento de sacarlas y girarlas. Yo pongo una h

    oja de papel encima y les doy la vuelta (¡ojo que queman!). También cambio las posiciones, es decir, la de la rejilla la pongo en la bandeja y viceversa.

    para girar

    Dejarlas unos 5 o 10 minutos mas. Hay que vigilarlas porque con poco tiempo quedan húmedas y con demasiado se queman.

    lista

    Y ya están listos los crackers. Hay que dejarlos enfriar sobre una rejilla y luego partirlos con cuidado. En una caja de metal duran hasta una semana.

    cortados

    ¡Que los disfrutéis!

    Y si preparas estos crackers no olvides compartirlos en redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de panes y crackers aquí.

  • pan en cajita
    Panes y crackers,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten

    Pan de almendras

    Este pan de almendras fué el primero que hice. Su sabor es algo intenso y acompañado de dulce parece mas un bizcocho por el efecto de las almendras. Una opción muy interesante para desayunos.

    Encontré esta  la receta en el blog de como pienso como. Un blog con buena información muy buena para personas con problemas autoinmunes o simplemente que estén cambiando su alimentación.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

    ingredientes1

    Ingredientes:

    • Cuatro vasos de almendra molida
    • Medio vaso de agua
    • Una cucharada de aceite de oliva
    • Una cucharadita de bicarbonato
    • Un huevo
    • Una cucharadas de  semillas de sésamo blanco y otra de negro

    Elaboración:

    Precalentar el horno a 170 grados. Mezclar en un bol los ingredientes secos y añadir el agua. Remover bien hasta obtener una pasta espesa. Añadir ahora la yema y el aceite y mezclar hasta tener una consistencia homogénea.

    masa sin clara

    Batir la clara a punto de nieve con una pizquita de sal. Mezclarla con suavidad con la masa para que no se baje.

    masa final
    Poner en un molde de silicona o en un molde normal pero con papel de horno para que no se pegue.

    al horno
    Cocinar hasta que la superficie esté dura, el tiempo dependerá del horno, en el mío que es de sobremesa tarda algo mas de media hora. Una vez esté listo, dale la vuelta y déjalo en el horno y sin molde para que se seque también por debajo.

    pan

    Puedes cortarlo a rodajas y tostarlo al horno. Así dura más y tiene un sabor más rico.

    tostado

    Que lo disfrutéis!

    Y si preparas este pan compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de panes aquí.

  • lentejas con calabaza en slow cooker
    Legumbres,  Olla lenta,  SCD,  Sin almidón,  Sin gluten,  Slow Cooker

    Lentejas rojas con calabaza (Receta con y sin Slow Coocker)

    Uno de los primeros platos que preparé con la slow cooker u olla lenta fueron estas deliciosas lentejas rojas con calabaza. Un platazo sencillo pero muy sabroso y muy fácil de preparar, también con una olla normal.

    Esta receta tiene su base en la que encontré en Nutrición Esencial, un blog con recetas vegetarianas muy interesantes.

    Al final de la página puedes imprimir esta receta.

     r

    Ingredientes:

    • 250gr de lentejas rojas (o de otro tipo, pero estas hay que dejarlas al menos 6 horas en remojo previamente)
    • 250gr de calabaza a tacos medianos
    • Un pimiento verde
    • Un tomate
    • Una cebolla roja
    • Una cucharadita de cúrcuma
    • Una cucharadita de pimentón dulce
    • 1 hoja de laurel
    • Aceite de oliva
    • Sal

    Elaboración:

    Partir la cebolla y el pimiento a trocitos no muy pequeños. Introducir todos los ingredientes en la olla: las lentejas, la calabaza, el pimiento verde, el tomate y la cebolla. Ahora añadir la cúrcuma, el pimentón dulce, la hoja de laurel, la sal y el aceite. Mezclarlo todo bien.a la olla

    Añadir agua hasta cubrirlo todo, pero sin pasarse porque la cocción lenta usa mucha menos agua que la tradicional. Cocinar unas 6 horas a temperatura alta. Estará lista cuando las lentejas estén tiernas (pero no deshechas).

    Si se prepara  en una olla normal, el procedimiento es el mismo, aunque el agua tendrá que sobrepasar un par de dedos los demás ingredientes. Llevar a ebullición y cocer a temperatura baja hasta que estén hechas las lentejas.

     

    lentejas listas

    Que lo disfrutéis!

    Y si preparas este plato compártelo en las redes con el hastag #cocinarnoescomplicado.

    Más recetas de olla lenta aquí, y de legumbres aquí.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies